¿Qué son las villas navideñas y cómo coleccionarlas?

La Navidad es la época en donde las personas se unen y realizan diferentes actividades por tradición y así reforzar su unión familiar. Una de las tradiciones más hermosas de esta época es la colección de las Villas Navideñas, en donde creas momentos e historias que son imposibles de olvidar.

Podemos decir que las villas navideñas son representaciones de pequeños pueblos en donde la paz y la alegría de la Navidad vive entre sus habitantes.

Esta tradición familiar empezó a finales del siglo XVIII gracias a la Hermandad de Moravia, los cuales, inspirándose en la idea del pesebre, fueron incorporando figuras modernas enfocándose más en recrear un estilo de vida de los pueblos que representaban y no en el nacimiento del niño Jesús en Belén.

Al inicio las casas y otros elementos estaban hechos de papel y cartón con un agujero en la parte de atrás para colocar las luces. En 1970 los elementos de cerámica fueron introducidos y las villas navideñas comenzaron a ganar más popularidad alrededor del mundo.

Debemos decir que la emoción de coleccionar villas navideñas, es que año tras año vas añadiendo nuevos elementos a tu pequeño pueblito navideño, haciendo más grande y especial la historia que quieres contar con tu villa. Ahora te contaremos cómo puedes empezar a coleccionar estas pequeñas obras arquitectónicas y poco a poco tener tu ciudad miniatura de ensueño.

Creando una atmósfera cálida y acogedora

Uno de los pasos más importante a la hora de empezar tu colección de villas navideñas es elegir el material y el estilo que quieres tener, existen villas hechas de cartón, madera, cerámica, incluso de metal y materiales reciclados. También puedes comprar cada pieza de tu villa o establecer como un proyecto hacer cada pieza juntos en familia, lo cual lo hace extra especial ya que tendrás una villa totalmente única.

Es importante agregar elementos de impacto a tu villa, estos elementos en su mayoría son mecánicos, como un tren que rodea toda la ciudad o una pequeña noria y un carrusel junto al árbol navideño central en tu pueblo. Aparte de las casas, las villas también cuentan con pequeñas tiendas y locales que ayudan a crear tu ciudad miniatura de ensueño.

Ahora que ya tienes decidido el estilo de tu pequeña ciudad y tienes los elementos de impacto, es hora de darle vida a tu villa con pequeñas figuras humanas, animales, árboles y postes de luz. Esta parte es una de las más divertidas, ya que crear toda la escena de la ciudad y sus pobladores siempre es algo que nos llena de ilusión.

Lo más importante de las villas navideñas son los detalles así que mantener las proporciones de tus elementos es tu prioridad. También recuerda que por ser una tradición de origen nórdica es habitual que las villas tengan nieve, pero en la actualidad no existe ninguna restricción a la hora de crear tu villa navideña de fantasía, y todo depende del estilo y temática que quieras realizar. ¡La creatividad no tiene límites!

Cuidado y almacenaje de tu villa navideña

Como todas las piezas son de colección, es importante que tengas en mente cómo almacenar tus elementos una vez finalice la temporada de las fiestas navideñas. Te recomendamos utilizar contenedores plásticos ya que las cajas de cartón no soportan mucho peso, también te recomendamos utilizar plástico de burbuja para envolver cada pieza, si no tienes la caja original de la pieza. Todo esto ayudará a que tus piezas estén seguras de golpes, líquidos y rasguños.

Cuéntanos, ¿estarás empezando tu villa este año? Esperamos que sí para poder ver tu maravilloso pueblo navideño. Recuerda que puedes encontrarnos en redes sociales como Santini Christmas y etiquetarnos en tus fotos. Suscríbete a nuestro blog y síguenos para conocer más acerca de tradiciones navideñas como esta.

¿Te gustó éste artículo? ¡Compártelo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp